martes, 23 de junio de 2009

[Robotech] Aquellos 36 capítulos

[Segunda entrega de la serie que anuncié en este post de hace un par de semanas]

Todo se centra y se concentra, se cifra y se prevé en los 36 capítulos que conforman la serie original: Macross. Allí se condensa la magia que generará todo lo demás.

Como en casi todas las grandes historias, hubo un elemento externo inesperado y fortuito que ocupó un papel relevante: en 1985, cuando la Harmony Gold quiso importar Macross tras su fenomenal éxito en Japón, las cadenas de TV de Estados Unidos sólo admitían series de al menos 65 episodios. Así, a causa de esa necesidad, nació la saga de Robotech.

Pero ¿qué tenía aquella serie (cuyo título completo original es "Chō Jikū Yōsai Makurosu", que quiere decir "Macross, la Fortaleza Superdimensional") para ser tan especial y revolucionar el mundo de las animaciones? Creo que, básicamente, tres cosas:

1. Una altísima calidad en sus dibujos, que superaba por lejos a lo que se había hecho por entonces;

2. Unos personajes profundos, con muchos matices, en lugar de los tradicionales estereotipos; y

3. Un guión muy bien elaborado, que no plantea la clásica e infantil batalla del Bien contra el Mal, sino un conflicto de intereses.

Además, por primera vez los mechas y sus transformaciones eran creíbles y coherentes. Pero eso no era lo fundamental: las máquinas, los aviones, sus metamorfosis y las batallas espaciales estaban puestas al servicio de la historia, cuyo eje consistía en los sentimientos de los protagonistas: los romances, los caídos en combate, los desengaños, el efecto de la música, el amor entre humanos y extraterrestres. La escena del capítulo 27 ("La fuerza de las armas" en Robotech, "El amor se aleja lentamente" en Macross) en la que los Zentraedi lanzan un ataque masivo que casi devasta la Tierra pero finalmente son vencidos por las fuerzas del SDF-1 gracias a la música de Minmei, para un fan, es tan emocionante y conmovedora como la escena de la Marsellesa en Casablanca.

Esos 36 capítulos son la serie original de Macross y, algo modificados, son también la primera saga de Robotech. A partir de ellos se desarrollaron dos universos, con una incontable cantidad de continuaciones, secuelas y precuelas, historietas, películas, OVAs, juegos, etc. Nada de todo eso existiría sin aquellos 36 capítulos, poco más de 13 horas de video, esa fantástica historia que es lo único que ambos mundos tienen en común.

Enlace: McAnime.net (allí se puede descargar la serie completa de Macross, versión original en japonés con subtítulos en castellano)

No hay comentarios.: